arroz inflado

Arroz inflado

El arroz inflado tiene sus orígenes en la india y se ha popularizado a nivel mundial. Por eso aquí te enseñamos cómo hacer arroz inflado casero de una manera muy sencilla aunque requiere tiempo. El arroz inflado lo puedes usar de diferentes formas, como aperitivos o como cereal para el desayuno.

Pero son muchos los usos que le puedes dar, solo debes ser creativo y verá las deliciosas recetas que puedes preparar con este arroz. Sigue esta receta paso a paso y en 2 horas tendrás arroz inflado para 4 a 6 personas.

Ingredientes

  • Aceite
  • 1 taza de arroz
  • 2 tazas de agua

Preparación

  1. En una olla agrega el agua y el arroz a fuego medio.
  2. Cuando el agua hierva, tapa la olla y baja el fuego a lo más bajo posible. Deja cocinar el arroz por unos 20 minutos.
  3. Mientras está listo el arroz, precalienta el horno a 130ºC.
  4. Saca el arroz de la olla y cuélalo para eliminar muy bien el exceso de agua.
  5. En una bandeja para horno, esparce uniformemente el arroz (con un espesor de 0,5cm como máximo) y llévalo al horno por 1 hora y 35 minutos.
  6. En un sartén esparce un poco de aceite, cuando este caliente agrega un poco del arroz y verás como se infla.

Recomendaciones

  • Cada arroz es diferente y por tanto su proporción de agua varia. Ya que tu conoces mejor el arroz que utilizas normalmente, procura prepararlo de tal manera que quede suelto. Así ayudarás a que el arroz no se vaya a pegar (grano con grano) cuando se este secando en el horno.
  • Recomendamos que muevas, con mucho cuidado, el arroz cuando este en el horno para evitar que se peguen los granos de arroz.
  • Procura utilizar una bandeja donde sepas que no se te va a pegar el arroz a ella, si es necesario utiliza un poco de aceite para evitarlo.
  • Debes estar pendiente del arroz para que no vaya a quedar demasiado tostado o se vaya a quemar. Si es necesario baja la temperatura del horno.
  • Al sacar el arroz del sartén, déjalo reposar sobre papel absorbente para eliminar algún exceso de aceite.